¿Es lo mismo un corredor que un agente de seguros?

El principal rasgo diferenciador entre ambos es que mientras el corredor tiene una obligación de imparcialidad y objetividad hacia su cliente, debiendo asesorarle sobre el producto que más le puede interesar atendiendo a sus necesidades concretas y sin tener afección previa con ninguna entidad aseguradora, el agente, necesariamente, estará vinculado a una entidad aseguradora, si es agente exclusivo, o a varias, si es agente vinculado, pudiendo ofrecer exclusivamente al cliente los productos de esas aseguradoras concretas con las que tiene firmado un contrato de agencia.

La Ley 26/2006 de 17 de julio, de Mediación de Seguros y Reaseguros Privados impone específicamente al corredor un deber de asesoramiento, información y asistencia hacia su cliente que no recoge para los agentes. Asimismo, mientras que la comunicación que se realiza a un agente se entiende efectuada a la compañía aseguradora, en el caso de los corredores no es así. Del mismo modo, el pago de prima efectuado a un agente exclusivo se entiende realizado a la compañía aseguradora mientras que en el caso de los corredores y de los agentes vinculados, no necesariamente.

Si el agente exclusivo en el ejercicio profesional de su actividad de mediación comete alguna irregularidad, la aseguradora respondería civil y administrativamente de su actuación. En el caso específico de los agentes vinculados, solo civilmente, si así se ha pactado contractualmente con la entidad aseguradora en el contrato de agencia.

Para finalizar, el agente podrá ofrecer cualquier producto de la compañía de seguros con las que haya firmado el correspondiente contrato de agencia mientras que el corredor deberá analizar la oferta de mercado y ofrecerle el producto que más se pueda adecuar a sus necesidades.

INVERSIÓN&Finanzas. (4 de noviembre de de 2015). ¿Es lo mismo un corredor que un agente de seguros?

+info